inercia térmica
584 Visualizaciones

CG: nf

CA: Física – Termodinámica y calor; Tecnología energética; Termotecnia.

CT: Los edificios diseñados con sistemas pasivos pueden llegar al confort térmico consumiendo un mínimo de energía, siempre que la propia construcción actúe como regulador térmico, es decir que acumule calor en invierno cuando es necesario o bien disipe calor en verano. Esto es posible si los elementos constructivos tienen inercia térmica.
La inercia térmica es la capacidad de un material para acumular y ceder calor. El diseño y dimensionado de los elementos constructivos dependerá del clima, la orientación y el uso de estos.
En principio cuanta más masa haya, más poder de acumulación, pero no siempre unos muros excesivamente gruesos funcionarán mejor. En un clima frío y en invierno, un espesor excesivo hace que no llegue a calentarse interiormente todo el muro y por tanto puede coger el calor acumulado para calentarse él mismo antes de cederlo al ambiente.

F: http://www.jcyl.es/web/jcyl/MedioAmbiente/es/Plantilla100/1235466201133/_/_/_ (consulta: 2.06.2014)

DEF: Característica de un material que representa su aptitud para acumular una cantidad de calor mayor o menor como consecuencia de su variación de temperatura.

F: DEI

N: 1. inercia (nf): Del latín inertĭa, ‘incapacidad, inacción’. Mec. Propiedad de los cuerpos de no modificar su estado de reposo o movimiento si no es por la acción de una fuerza.
térmica (adj): Forma femenina del adjetivo «térmico», del griego θέρμη, ‘calor’. Perteneciente o relativo al calor o la temperatura. Que conserva la temperatura.
2. La primera vez que aparece en un documento en español registrado por el CREA es en 1991, en el libro de Meteorología El clima y las aguas de Luis Albentosa Sánchez.
3. En el ámbito de la Edificación el Diccionario Español de Ingeniería (DEI) propone dos definiciones:
Propiedad que indica la cantidad de calor que puede conservar un cuerpo y la velocidad con que la cede o absorbe. Depende de la masa, del calor específico de sus materiales y del coeficiente de conductividad térmica de estos.
Propiedad que se utiliza en construcción para conservar la temperatura del interior de los locales habitables más estable a lo largo del día, mediante muros de gran masa. Durante el día se calientan, y por la noche, más fría, van cediendo el calor al ambiente del local. En verano, durante el día, absorben el calor del aire de ventilación y por la noche se vuelven a enfriar con una ventilación adecuada, para prepararlos para el día siguiente. Un adecuado uso de esta propiedad puede evitar el uso de artificiales sistemas de climatización interior.
4. La inercia térmica es la capacidad que tiene la masa de conservar la energía térmica recibida e ir liberándola progresivamente, disminuyendo de esta forma la necesidad de aportación de climatización.
5. La inercia térmica o capacidad de almacenar energía de un material depende de su masa, su densidad y su calor específico. Edificios de gran inercia térmica tienen variaciones térmicas más estables ya que el calor acumulado durante el día se libera en el período nocturno, esto quiere decir que a mayor inercia térmica mayor estabilidad térmica.
6. Un ejemplo de gran inercia térmica es el suelo, cuyo efecto climático puede ser utilizado ya que amortigua y retarda la variación de temperatura que se produce entre el día y la noche. El semienterramiento de edificios puede llegar a aprovechar la capacidad de acumulación calorífica del suelo.

F: 1. DRAE@; FCB. 2. CREA (2.11.2014). 3. DEI. 4, 5 y 6. http://www.construmatica.com/construpedia/Inercia_T%C3%A9rmica (consulta: 2.06.2014).

SIN:
F:

RC: energía

IL: Inercia térmica.

F: http://adlerandfrank.es/2013/05/28/314/ (consulta: 2.11.2014)